Mitos y verdades sobre el pelo Skip to content

Mitos y verdades sobre el pelo

Hora de derribar mitos

 

Todos tenemos a esa amiga que lleva la cuenta de los días que faltan para la próxima luna creciente con el objetivo de saber cuándo concretar su visita a la peluquería, con el fin de que la luz del astro provoque que su pelo crezca más y más fuerte. Como sabrás, esta es tan solo una de las creencias populares al rededor del pelo que se suma a las clásicas: si se arranca una cana salen siete, si se va al salón con el cabello sucio el tratamiento químico es más profundo, si el shampoo se acostumbra al cabello no hace efecto, y una larga lista más. Finalmente, es hora de derribar mitos y para despejar dudas, nada mejor que consultar a los estilistas de Tresemmé Diego Alfonso y Majo Machado. Basta con imaginarse por un rato recostados en los cómodos sillones de sus salones mientras se leen sus consejos, para saber cómo mejorar la relación con nuestro pelo.

 

 

¿Lavar el pelo con agua fría aumenta su brillo?

Los estilistas responden con un enfático ¡sí! Para tener el cabello reluciente es fundamental aplicar acondicionador en cada lavado; sin embargo, el plus de sedosidad se da al retirarlo con agua fría. Tal como explica Diego, ¨no se suele hacer todo el lavado en frío, sino el enjuague final con el que se retira el acondicionador¨. También destaca que antes de probarlo es importante evaluar pros y contras según el tipo de pelo: si es fino y poco, no conviene hacerlo ya que quita volumen, mientras que en el resto de los casos resulta beneficioso. ¨Al lavar con agua a temperatura baja se sella la humedad, se cierran las escamas de la cutícula del pelo y se logra dar más brillo¨, agrega Majo Machado con su ojo técnico.

 

¿El uso de planchita potencia la caída?

Lo normal es perder entre cincuenta y cien pelos al día, pero tal como temíamos, el uso de las herramientas de calor puede provocar que este número sea mucho más alto. ¨Abusar del uso de  la buclera, las pinzas y la planchita o utilizarlas mal hace que el cabello se torne más quebradizo y seco. Es importante acordarse de aplicar previamente el protector térmico y no usarlas en la temperatura más alta. Si tenemos un cabello maltratado o ya quemado, y arriba se usa la planchita es un problema¨, afirma Majo. Así que al momento de peinar conviene tener a mano el Oil Elixir de TRESemmé y aplicar unas gotas para proteger al pelo del calor.

 

 

¿Si el pelo se corta en luna llena crece más rápido y con más fuerza?

Diego y Majo cuentan que es la consulta que escuchan con mayor frecuencia en sus peluquerías y, si bien no pueden afirmarlo a ciencia cierta, saben de clientas que rigen sus visitas según las fases lunares y tienen buenos resultados. ¨Si la luna incide en el campo gravitacional de la Tierra y logra mover mareas, cómo no va a incidir en el crecimiento del pelo y su fuerza¨, afirma Diego. Ambos tienen clientes que agendan el corte en luna creciente para que el pelo crezca con más vigor, mientras que si buscan que crezca lentamente y la forma del corte dure más, se debe programar en luna menguante.

 

¿El pelo envejece?

¡Claro! Nuestro cabello también padece el paso del tiempo y los cambios hormonales por los que transita cada persona. Con los años, la cantidad de melamina, keratina y colágeno se reduce, generando alteraciones que se perciben en el exterior y no sólo tienen que ver con la aparición de canas. ¨La mejor etapa del pelo la vivimos de los 15 a los 35 años. Tenemos que entender que el cabello es una extensión de la piel, al igual que esta se va afinando y va cambiando¨, expresa Diego. Mientras que Majo en la misma línea asegura que ¨con el paso de los años, el pelo se quiebra más fácil, se vuelve más débil y empiezan a aparecer las canas¨. Para retrasar su envejecimiento y mantenerlo fuerte es importante usar los productos adecuados para cada tipo de pelo.

 

 

¿La máscara de tratamiento reemplaza al acondicionador?

Definitivamente no. Las máscaras de tratamiento no reemplazan el uso de acondicionador. ¨Las cremas de tratamiento nutren y reparan en profundidad, pero no se pueden usar en cada lavado, lo ideal es usarlas una vez por semana y saber cuál es la adecuada para el tipo de cabello: ondulado, seco o dañado. El acondicionador también nutre y repara, pero es para usar después de cada shampoo, buscando un pelo suave, brilloso y fácil de peinar. Es fundamental para evitar los nudos y el momento cruel del cepillado¨, resalta Majo Machado.

 

¿En otoño aumenta la caída del pelo?

Nuevamente sí, es cierto. Cada día se renuevan cien cabellos y llegado el otoño este número se puede duplicar. Sin embargo, no hay que alarmarse. Se trata del ciclo de vida natural del pelo, cuya caída se potencia en esta estación del año. Es una renovación que se da en forma regular, de hecho, el pelo que se pierde se recupera a los tres o cuatro meses y se percibe con el baby hair, ese pelo nuevo, fino y corto que aparece al rededor del rostro. De todas formas, ¨es importante estar alerta para ver durante cuántos meses se da esta caída abundante, para saber si es algo normal del momento del año o si puede haber algún otro problema¨, aconseja Majo Machado.

 

 

¿El shampoo sin sal mejora el pelo?

El sulfato de sodio suele ser uno de los componentes que aportan espesor a los cosméticos. En el caso del shampoo, no es nocivo para la salud y cumple la función de limpiar el pelo profundamente, removiendo la grasitud e impurezas acumuladas en el cuero cabelludo. Sin embargo, puede ser agresivo en pieles sensibles y cabellos finos e incluso potenciar el frizz. Según Majo, ¨el shampoo libre de sulfato reduce la irritación en el cuero cabelludo y el encrespado. Su uso prolongado logra que los agentes naturales del pelo trabajen mejor. Lo recomiendo para quienes se realizan tratamientos químicos, como la tinta o la decoloración¨.